Jorge Orlando Melo sobre las ‘naciones’ y la ‘identidad’

A lo largo del siglo XIX y de la primera mitad del siglo XX, se extendió por el mundo como una epidemia que surgió en Europa y fue contagiando a todos los continentes la idea de que la nación era el sujeto social por excelencia. El mundo debía ser un mundo de naciones. América Latina y el oriente de Europa en el siglo XIX, Asia y África en el siglo XX, definieron sus límites nacionales trabajosa y conflictivamente, y para ello apelaron con frecuencia a la idea de que detrás de cada nación había rasgos comunes que daban su esencia a la nación: unos orígenes comunes, una historia compartida, unos caracteres étnicos, una religión, una lengua, una cultura. La investigación del folclor, el desarrollo de la lingüística, las historias nacionales, unieron sus esfuerzos para crear los grandes mitos de la nacionalidad.

Fuente: http://www.jorgeorlandomelo.com/bibliotecas_diversidad.htm